domingo, 24 de mayo de 2009

Siguiendo con mis reflexiones y pensamientos íntimos sobre mi razón de estar en este mundo y mi humilde visión de qué hacer con mi vida, sigo relatando pequeños esbozos de experiencias y vivencias, que me llevan y hasta que Dios lo disponga, a maniobrar en el mar de mi existencia, soportando alguna marejada o marejadilla y grandes momentos de felicidad con la ayuda del Creador y con mi intento de gratitud por lo que se me da sin merecérmelo.
Sigo expectante, y aunque a veces no lo siento, ese soplo de aire fresco matutino y reconfortante,va inundando mi interior, mi espíritu y que, al inhalarlo,puedo percibir Su presencia, su Grandeza en su gran bajeza al hacerse como yo e introducirse en mi oscuridad. ¿Quién puede entender Amor más grande? Yo, francamente,todavía no.

34ª
Muchas veces nos sentimos desorientados y hasta enfadados porque parece que Dios no nos escucha, y no nos paramos a pensar que nuestros afanes y anhelos no son los que Dios tiene designados para nosotros.

35ª
Si la sobrecarga que lleva nuestra barca, la vamos tirando al mar, ésta navegará más ligera y se encontrará con el puerto de nuestro"yo" mucho antes.

36ª
Dejemos que el agua contaminada de nuestro espíritu,se filtre en el crisol de nuestro Padre Dios, para que pueda refulgir con toda su magnificencia en la humildad de quien se rebajó por cada uno de nosotros.

37ª
A veces nos preguntamos el por qué de tanta veladura en encontrar nuestro camino, y no nos damos cuenta de que la impaciencia, a menudo, nos descarrila del raíl que Dios nos tiene trazado.

38ª
Si nos ha sido dada la potestad de ser libres.....
¿Por qué entonces no tenemos la gallardía de ser agradecidos?.

39ª
Si tenemos dudas, confiemos en la esperanza.Si tenemos esperanza, podremos alcanzar la meta.Y si alcanzamos la meta, poseeremos la palma de la victoria.
Todos estamos llamados a ganar la batalla!
Desarmémonos de las montañas, rocas o piedras que nos hacen vencer y alcazaremos la plenitud para la que estamos predestinados.

No hay comentarios: