jueves, 29 de octubre de 2009

" M I E D O "

      Palabra que denota un sentimiento de desconcierto y estupor ante lo desconocido.
    
      Acompañar la vida con las notas que hay en su pentagrama, te irá mostrando la partitura que se va a presentar en cada momento; unas veces alegre, otras tristes. Asimísmo, puede ir acompasada de duetos románticos, o solos, que pueden armonizar o desafinar la presentación del espectáculo de la vida.

      Con todo, hay que aprovechar al máximo la sintonía que oímos a cada instante, así como corregir los errores que pudiesen haber en nuestra interpretación.

      Halagüeñas o no, nos van a conducir hacia nuestro destino final, por lo que, sólo nosotros podremos afinar esos acordes mal sonantes, para que logren hacer de nuestra música un deleite a nuestros sentidos.

      En muchas ocasiones, nos ofuscamos por nuestros desafinamientos, por nuestros miedos, y en alguna ocasión, esforzamos tanto la voz, que nos asfixiamos en la decisión de dar ese paso adelante, y entonar el do de pecho para saltar nuestra barrera.

       Es humano, pero si fuéramos decididos para abolir el anquilosamiento de nuestras determinaciones, la superación de nuestros miedos irían por otros derroteros.

       Me gusta introducirme en la observación de las personas, pero sobre todo, en la gente joven.

       Dicho esto, intuyo que, acostumbrados como están en una gran mayoría de ellos, a querer experimentarlo todo, saberlo todo y vivir al límite de una forma precipitada, no tienen la suficiente prudencia y capacidad para palpar  que se encuentran al borde del precipicio, pudiendo caer y herirse, a veces, mortalmente.

       A mi entender, estar al límite, sitúa a los jovenes ante una inseguridad y un miedo atroces para encontrarse a sí mismos. Se atascan en sus conclusiones, se oprimen en sus pensamientos, y  mientras más desean obtener en lo material, más desilusionados y tristes se encuentran, aunque saben ponerse la máscara a las mil maravillas.

      El miedo a estar sólos, a que se les pase la edad de la irresponsabilidad, a lo desconocido, a la enfermedad, miedo a formar una familia, a tener hijos y en definitiva, miedo al egoísmo que impera en muchos de ellos para consolidarse como seres, van  paralelamente  unidos  a otras virtudes que descansan en un rincón de su alma, y les impiden vivir sin expectativas que acompasen su armonía en el vivir.

      Pesadumbre grande  obervar como seres descorazonados se aprovechan  y mofan de personas inexpertas, que no saben decir NO a esos manipuladores que los desorientan aún más con engaños de  una quimera voluptuosa y maligna.

      Permitidme hacer una reflexión.....¿ Por y para qué vivimos ?

      Un saludo muy cordial para todos y hasta un próximo encuentro si Dios así lo quiere.

                                                         Crivevi
                                                       P.T.G.S.

              

12 comentarios:

Alma Mateos Taborda dijo...

Te encontré navegando y entré al ver la puerta abierta y me he encontrado con un bello espacio. Tu entrada es maravillosa, me llevo de ella conceptos importantes. Sigue dejando la puerta abierta , me agradará volver. Un abrazo.

Mª JOSE. dijo...

Nacemos porque es un regalo y para qué ..para buscar nuestro camino,aunque nos equivoquemos mil veces,sólo a base de tropiezos se aprende.
Besos Crivevi y muy buena reflexión.MJ

CRIVEVI dijo...

ALMA MATEOS TABORDA.
Hola Alma:
Las puertas de mi casa siempre están abiertas.
Te agradezco muy sinceramente tus palabras, porque me ayudan para seguir conectando y comunicando con mis semejantes´.
Gracias asimismo por seguir mis blogs.
Afectuosos saludos.

CRIVEVI dijo...

MARÍA JOSÉ
Lo reacio que he sido para introducirme en este mundo cibernético, sin haber apreciado lo enriquecedor que supone compartir pensamientos, deseos,alegrías y tristezas de todas las personas.
Gracias por tus palabras.

Verónica dijo...

Tener miedo... bien no soy miedosa ni cobarde, si a veces precavida, otras arriesgada... pero creo que Dios nos proteje a cada instante y tenemos el libre albedrío para decidir nuestro camino...

Siempre siento paz cuando te leo, gracias por ello

Un abrazo cordial

CRIVEVI dijo...

VERÓNICA.
Precisamente, es nuestra libertad,la que en nuestra sensatez, nos indica la dirección, nos anima y empuja a encontrarnos a nosotros mismos.
Un vez más, gracias por tus palabras.
Saludos muy afectousos.

Sol dijo...

El miedo para mi desgracia es algo que me quedó de una herencia que lamentablemente mi padre dejo escrita para mi...
Aprendi de el... pero no quiero acostumbrarme a sentirlo siempre!!!
Es algo que aún debo superar!!!
Besos cielo, llenos de luz para ti y buen fin de semana!!!

CRIVEVI dijo...

SOL
Llamándote Sol, no debería faltarte la Luz para superar las sombras originadas por tus miedos.
Mis mejores deseos para que así sea.
Saludos muy afectuosos.

Caco dijo...

En mi opinión el miedo es una emoción natural que es palpable en la existencia de muchos seres vivos. Lo necesario es poder proseguir a contracorriente. Ver que es posible si nos atrevemos y somos perseverantes. La vida es una caja de cosas hermosas y otras no tanto, pero siempre nos permiten tener un no sé qué para un no sé cuándo.

Me ha encantado. Un abrazo que rompa distancias amigo.

CRIVEVI dijo...

CACO.
Como muy bien comentas, la vida es una caja de sorpresas. Con la perseverancia y teniendo fe en nosotros mismos, los miedos podrían tornarse en luz que nos despeje el horizonte.
Un fuerte abrazo amigo.

La abuela frescotona dijo...

Alguien dijo " el miedo es la alarma de la conciencia", es decir que acciona todos nuestros sentidos,ejercita la supervivencia y fortalece nuestra voluntad de resistencia...eso dicen- yo lo creo- te abrazo querido amigo

CRIVEVI dijo...

ABUELA FRESCOTONA.

Una forma sensata de describir el miedo.
Un abrazo amiga mía.