martes, 14 de agosto de 2012

¡¡SEÑOR, SEÑOR!!

CLAMARLE, Y TRATAR AL HERMANO CON LA INDIFERENCIA DE LA CONVENIENCIA, SERÍA COMO EXPLICARLE A UN CIEGO EL CROMATISMO DEL BOSQUE EN OTOÑO, CON LA SALVEDAD DE QUE, LA SENSIBILIDAD DEL CIEGO PUEDE SER TAL, QUE SU CLAMOR SINCERO Y HUMILDE, LE PERMITA IMAGINARLO DESDE LO MÁS PROFUNDO DE SU ALMA.


Un cordial saludo
Armando P.T.G.S. 

7 comentarios:

El Gaucho Santillán dijo...

Los budistas dicen que "la conveniencia, es lo INUTIL.."

Parece que es verdad, pero a muchos le funciona.

Un abrazo.

Maribel G. M dijo...

Cuanta verdad hay en estas palabras.
Un abrazo

Lao dijo...

Apreciado Armando. Te bastaron pocas palabras tan sentidas y bien dichas para que llegaran a mi alma como si tuviese la sensibilidad de un ciego!

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Hola, Armando:

Predicar y no aplicar lo predicado es parte de la conveniencia de muchos que viven solamente de apariencias.

Un abrazo.

Lady Blue dijo...

Hola Armando. Es muy cierto lo que has escrito. Predicar con el ejemplo nos hace mejores personas. Te dejo un cariñoso saludo desde Chile.

Maribel G. M dijo...

Bueno Armando, me ha costado porque blogger me lo ha puesto complicado pero al final lo he conseguido ya soy tu seguidora, oficialmente porque en verdad ya lo era.
Un abrazo y buen fin de semana

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

Así de cierto y claro, mi querido Armando, nuestros post, claman al cielo , que tengamos amor de caridad.
Con ternura
Sor.Cecilia