lunes, 16 de febrero de 2015

"LA GRAN HIPOCRESÍA DE OCCIDENTE"

ANTE EL CRUEL Y VIL ASESINATO DE VENINTINUEVE CRISTIANOS COPTOS 
OCURRIDO HOY EN LIBIA POR PARTE DE TERRORISTAS YIHADISTAS, 
EXPRESO MI MÁS ABSOLUTA REPULSA ANTE ESTOS HORRENDOS CRÍMENES, 
ADEMÁS DE MI MÁS PROFUNDA VERGÜENZA COMO ESPAÑOL Y CRISTIANO 
POR LA HIPOCRESÍA DE LOS PAÍSES OCCIDENTALES QUE HAN PERMANECIDO HIPÓCRITAMENTE CALLADOS
PARA CONDENAR PÚBLICAMENTE HECHOS TAN ABERRANTES CON EL LEMA "YO SOY CRISTIANO"
TAL Y COMO LO HICIERON CON LOS ASESINATOS DE LOS PERIODISTAS DEL SEMANARIO FRANCÉS.
ME AVERGÜENZO DE TI EUROPA, ME AVERGÜENZO DE TI AMÉRICA .
RUEGO A DIOS PARA QUE LA SANGRE DERRAMADA POR ESOS VEINTINUEVE MÁRTIRES,
LAVE NUESTRAS CONCIENCIAS Y NOS DE LA VALENTÍA SUFICIENTE PARA ENALTECER POR IGUAL
A TODOS LOS ASESINADOS SIN DISTINCIÓN DE CREDO.

Mi afectuoso saludo.
Armando p.t.g.s.

14 comentarios:

LAO Paunero dijo...

Matar es deplorable cualquiera sea la razón. También mueren bebés diariamente y sin poderse defender desde adentro del vientre y pareciera que nos hemos acostumbrado a ello.A eso también lo llamo hipocresía Armando.

Sara O. Durán dijo...

Todos somos hermanos, todos somos responsables de alguna manera. Entiendo tu impotencia, son hechos de barbarie y los seres humanos debemos ser algo más elevado.
Un abrazo fuerte, que te regrese a tu centro.

Piruja dijo...

Hola Armando, totalmente de acuerdo en cada palabra que dices, cuando paso lo de Francia, yo también dije que cuando aquí paso primero los atentados de eta, luego el atentado en los trenes de Madrid y así muchos mas, donde tuvimos nosotros el apoyo?, nunca lo hemos tenido y ahora tanta hipocresía porque?, no estoy de acuerdo en todo lo que esta pasando y que unos radicales se tomen la justicia por su cuenta, pero que salgan protestando por un lado y por otro les están vendiendo las armas, que me lo expliquen, porque creo que ya a estas alturas o no soy de este mundo o ya no entiendo nada de nada.

Besos.

Gladys dijo...

Así es amigo son una vergüenza los seres humanos que tienen el poder de detener cual quier aberración pero no lo hacen porque a ellos no les conviene, totalmente de acuerdo contigo.

Un gran abrazo que tengas una buena semana amigo.

maria cristina dijo...

Muy cierto Armando, la hipocresía reina en este mundo, tomemos conciencia para poder cambiarlo, un abrazo!

José Ramón dijo...

Armando Los comportamientos del ser humano son repugnantes es muy triste en la época que vivimos, los valores cada día son menos Saludos

Abuela Ciber dijo...

Estimado Armando la hipocresia siempre existio
Desde que la palabras de los Maestros fue desvirtuada para conveniencia de cada sector religioso
Te sigo desde hace tiempo y creo que caminamos mismos senderos o por lo menos igual direccion
Es el descantamiento natural, todos los horrores que estan pasando, son el mismo sentir de cambios
El tema es que todo va muy acelerado y nos envuelve en su voragine, eso no significa que nos saque de nuestro centro.
Cuando el alma logra ver... sin velos que obstruyan, esta mas alla de muchas cosas
Y... se puede luchar en donde sea por un bienestar para todos...porque de alguna forma somos uno.
Cariños
Martha

JUAN FUENTES dijo...

Esos terroristas estan influenciados
por una rama del Islan y culturalmente,tienen 500 años de atrazos

marina dijo...

Me parece ver una película de terror. Al diablo mismo. Y nosotros... Espectadores pasivos... Solo se me ocurre rezar mucho, hacer ayunos concretos y ofrecerlos y perdonar si se puede. No es fácil. Efectivamente la ejemplar Europa no hace nada, el premio Nobel de la paz nada...

Pluma Roja dijo...

Me uno a tu voz.

Saludos.

PD. No puedo escribir mucho tengo una tendinitis dolorosa.

Pluma Roja dijo...

Me uno a tu voz.

Saludos.

PD. No puedo escribir mucho tengo una tendinitis dolorosa.

Carmen Magia dijo...

Una noticia demasiado triste... Ha sido horrible.

Muchos besos

AtHeNeA dijo...

La hipocresía es uno de los grandes males de nuestro tiempo...

Un abrazo de luz

JUAN FUENTES dijo...

Tu comentário és una salida de los pensamientos del poeta